domingo, 4 de mayo de 2008

Depósitos a plazo fijo de Caja Duero

Pensados para dar más por tu dinero y sin ningún riesgo...


Para todo tipo de necesidades en cuanto al ahorro.
Totalmente flexibles en importe y plazo y con las condiciones que estás esperando.


Características:

Caja Duero pone a disposición del cliente una amplia gama de depósitos a plazo fijo totalmente flexibles en cuanto a cantidad y plazo, para que abarquen todo tipo de necesidades y circunstancias.

  • Tipo de interés: Se fija en función del importe y del plazo de tiempo elegido para el depósito.
  • Periodicidad del pago de intereses: Puede ser mensual, trimestral, semestral o anual.
  • Plazo de tiempo: Los plazos de tiempo más comunes para los depósitos son 1 mes, 3 meses, 6 meses y 12 meses. A medio plazo, existen de 18 meses y a largo plazo existen de 2, 3 o 5 años.

Oferta de depósitos a plazo fijo en Caja Duero:


Depósitos en Especie: en los que el total del capital invertido se recupera al vencimiento y los intereses se perciben por anticipado, en forma de un artículo en especie (vajilla, edredón nórdico, etc). Caja Duero oferta a sus clientes varios plazos de este tipo a lo largo del año.


Otros depósitos a largo plazo:

  • Depósitos Fijos con tipos crecientes: en los que el capital invertido se recupera al vencimiento y se obtienen unos rendimientos fijos que se incrementan cada año.
  • Depósitos sin penalización: no llevan penalización por cancelación anticipada, tienen una duración de cinco años, y garantizamos un tipo de interés mínimo.

Más información en Caja Duero